#altsasukoakaske

El martes estuve casi una hora con dos madres y un padre de los chavales de Altsasu. La reunión era para poder hablar antes del pleno que se celebra esta tarde, en donde se debatirá, y previsiblemente aprobará, una declaración apoyando la manifestación que el 14 de abril recorrerá Iruñea pidiendo justicia para los acusados altsasuarras.

La intención de Aritz y yo no era más que la de escuchar a la gente que viniese. Llevaban toda la mañana de reunión en reunión por la casa consistorial, contando a todo el que quisiese escuchar su rutina desde hace casi 500 días, desde que en medio de un montaje mediático-político-judicial, sus hijos e hijas fuesen detenidos y encarcelados por una bronca en un bar, en la noche de ferias. Rutina que consiste en contar a todo el mundo la injusticia que están viviendo, los ocho jóvenes, las ocho familias, las cuadrillas de los ocho, los conocidos de los ocho y de sus familias y sus amigos, un pueblo entero.

topatu4

Más allá del discurso que recoge el relato de los sucedido, más allá de escuchar esa parte ya conocida por nosotros, más allá de recibirles, algo que también hizo esa mañana el representante del PSN para poder mostrarles la mayor de las frialdades posibles ante su caso, me interesaba saber cómo estaban ellos personalmente. Es fácil imaginar lo qué puede sentir una madre o un padre cuando su hijo está sufriendo esta injusticia, pero aún y todo quería escucharlo de sus propios labios.

“Tenemos la sensación de estar viviendo una pesadilla, una pesadilla que andaban buscando hace tiempo y casualmente nos ha tocado a nosotros”. La certidumbre de que esta situación era algo buscado es algo que tienen más o menos claro en todo el pueblo. No fue algo casual. Casual fue la riña en el bar, pero las consecuencias no. Eso estaba más o menos preparado y lo aprovecharon.

“Vivíamos tranquilamente, cada vez más. El ambiente estaba cada vez más reposado, los miedos se iban alejando. La gente más joven, la última generación de gente joven, no vivió los años duros de la represión. Todo eso se truncó de repente. El miedo, la tensión, las ansiedades volvieron de un día para otro. Retrocedimos veinte años en el tiempo”. Un pueblo constantemente represaliado y perseguido, ya desde que se declaró fiel con la República en el 31, con la tasa más alta de encarcelados por la insumisión, con un atosigamiento constante. Todo aquello se iba superando poco a poco, la convivencia se iba rehaciendo y de repente todo aquello se esfumó. Y se esfumó porque así quisieron que pasara.

 

pajaro-libre

Un pueblo cada vez más comprometido con el euskera, con la cultura, con formas de emprender y encarar la vida. Un pueblo que en las dos últimas legislaturas ha tenido ayuntamiento abertzale. Un pueblo que sonreía y aún sonríe al futuro. “Nos la tenían guardada, no podían permitir que empezásemos a construir en vez de simplemente resistir”.

“Siguen sin entender porqué les está pasando todo esto. Salieron una noche de fiesta y ya no volvieron. Una bronca en un bar se convirtió en un hecho para ejemplarizar a todo un pueblo, a todo el valle, a todos esos pueblos que desde la rebeldía quieren construir su futuro”. Chavales de alrededor de 20 años, con peticiones fiscales de hasta 62 años. Saberte objeto de una venganza desmedida tiene que ser una losa muy pesada encima de ti, quizás demasiado pesada. Pero no están solos.

“En este tiempo hemos conocido a personas maravillosas. Gente que nos ha dejado dormir en sus casas cuando hemos salido a contar el caso. Una solidaridad inmensa y creciente que cada día nos fortalece y nos impulsa a seguir luchando”. Qué duda cabe que la solidaridad tiene esa función. Arropar, apoyar, impulsar, estar ahí, acompañar.

Por eso, en un momento dado, más allá de sentir muy adentro el sufrimiento de esas madres y padres, pude sentir el orgullo de estar delante de personas que con gestos muy pequeñitos se están enfrentando a un gigante desbocado y lleno de ira. Y no tengo duda que con nuestros pequeños gestos, el de cada una de nosotras y nosotros, conseguiremos un día que el gigante empiece, siquiera, a replantearse su odio. Las grandes victorias, esas que no salen en los libros de historia, porque son victorias que las consiguen la gente de la calle, son victorias conseguidas paso a paso. Por eso es importante que hoy en el pleno de Iruñea, a pesar de UPN y pese a PSN, se apruebe una declaración en solidaridad con los encausados de Altsasu. Por eso es tan importante en esta lucha, que todas y todos participemos en la manifestación del 14 de abril, para gritar una vez más #AltsasukoakAske!!!!!!!

unas fiestas de lujo

Este largo fin de semana, una buena parte de las vecinas y vecinos de Iruñea, hemos visitado la Txantrea para disfrutar de sus fiestas. Unas fiestas que, en lo que a climatología se refiere, han tenido un poco de todo, viento, frío y lluvia; es lo que tiene la primavera iruindarra. Unas fiestas organizadas desde hace meses por una comisión de fiestas y unos colectivos que, gracias a sus esfuerzos, consiguen un programa lleno de actividades para todo el mundo y para todos los gustos. Cuando vamos a los barrios a participar en sus fiestas, deberíamos tomar, aunque sea un minuto, para pararnos a pensar en el esfuerzo que estas suponen. Es sorprendente la cantidad de gente que participa en esa organización. Pero es que no tenemos otra manera de entender las fiestas.

IMG_9474 [640x480]
by Txantrean Auzolan

De la misma manera, el barrio sigue siendo el mismo lugar donde, a lo largo del año, diferentes dinámicas tienen como objetivo crear la Txantrea que las vecinas y vecinos quieren. Por eso esas dinámicas están presentes en las fiestas, porque éstas no son, ni pueden ser, un paréntesis en la vida del barrio. Las fiestas son, ante todo, un espacio de encuentro para una comunidad local, la Txantrea y un espacio de convivencia y ocio para todas las personas que, siendo o no del barrio, participan de sus fiestas. Y en ese espacio las preocupaciones, ilusiones y debates que marcan, en gran medida, la vida de un lugar, no pueden dejarse aparcadas como si no existiesen durante cuatro días. Es importante y necesario que se puedan visibilizar esas dinámicas, para que tras esos días de fiesta, con un nuevo impulso, sigan adelante.

El movimiento juvenil reivindicó su protagonismo desde el primer momento en el txupinazo. Se ha reivindicado que Cheikhouna Dieng, vecino senegalés de la Txantrea, no se merece (nadie lo merece) una expulsión del Estado simplemente porque no tiene unos papeles. Se ha vuelto a exigir el derecho a la vivienda como un derecho básico, más allá de especulaciones y bancos. Desgraciadamente, tras una agresión sexual ocurrida durante fiestas, el barrio ha vuelto a salir a las calles, suspendiendo durante unas horas las fiestas, para gritar que NO es NO y que en fiestas, al igual que el resto de días, las mujeres no tienen porqué soportar ningún tipo de agresión sexista, de ningún grado, ni leve, ni grave. La gente que está estudiando salió para recoger firmas contra la LOMCE y contra la reválida. El espacio de Salesianas siguió adelante su camino en el proceso que el barrio está llevando a cabo para hacer realidad un proyecto comunitario de encuentro para toda la Txantrea. Y también estuvo presente la reivindicación por la repatriación de las presas y presos, y con especial énfasis se volvió a pedir la libertad de las presas y presos enfermos.

Escaparate de todas estas y más reivindicaciones y dinámicas, fueron los calderetes del sábado en Alemanes. Se decoraron las mesas y las jaimas que las cubren, hubo pegatinas, boletos para sorteos en apoyo a una y otra causa, recogida de firmas… Todo eso son también los calderetes, todo eso es también la Txantrea. Por eso, que un panfleto en Internet, sufragado por el Régimen, que actúa de punta de lanza de UPN en el Ayuntamiento, intente hacer noticia de algo tan natural y tan mayoritario social y políticamente, da para pensar en el abismo que hay entre esa esa gente obsesionada y las gentes de los barrios. Para el Régimen sigue siendo noticia que una mayoría social y política se exprese en la calle. EH Bildu defiende, trabaja y está comprometida por la repatriación de las presas y presos. El Ayuntamiento de Iruñea aprobó por mayoría hace un año una declaración por el acercamiento de presas y presos. ¿Dónde está la noticia? No existe. Pero luego, con un poco de manipulación, intentan crearla. Quizás el objetivo de esa manipulación no sea otro que el de tapar los múltiples casos de corrupción que se están destapando a nivel estatal, en el seno del Partido Popular, o el propio escándalo del posible fraude de UAGN con el dinero que recibía para formación y que ha salpicado, directamente, al presidente de UPN, Javier Esparza. Una corrupción que no es de un solo partido. Una corrupción endémica de todo un modelo de Estado. Esa es la podredumbre que pretenden esconder.

Desgraciadamente la noticia, esta sí real, está en que desde el gobierno español que apoya UPN, prefieren el sadismo de un Estado que avisa no liberará a los presos enfermos “hasta que solo les queden 2 meses de vida”. Apuestan por la venganza y el odio, y por seguir alimentando el enfrentamiento. Otros, desde EH Bildu, seguiremos trabajando por la convivencia, el reconocimiento a todas las víctimas y el acercamiento de todas las presas y presos. También esta semana. Y todas.

mañana hay que estar en Bilbo o Baiona

Mañana es la cita, esa que año tras año nos sigue congregando a miles de personas para pedir el fin de la política de dispersión que los sucesivos gobiernos españoles y franceses han impuesto a las y los presos vascos y a sus familiares. Hay que tener una excusa potente para no estar mañana en Bilbo o Baiona. Todas y cada una de las citas que se realizan durante el año son importantes. Es más, diría que la de mañana no es la más importante. No en el sentido de que el trabajo constante de miles de familiares, activistas y personas individuales hacen día a día es, sin duda, el elemento que puede conseguir finalmente traer a las presas y presos a casa. La de mañana es una cita que mezcla la denuncia, la solidaridad y el cariño a las familias en una foto de Pueblo. Esa es la virtud de las manifestaciones que Sare ha convocado para mañana día 9.

kartela-nagusia-res-baxua

Motivos hay muchos, unos políticos, otros solidarios, algunos otros humanitarios, todos de justicia. Mañana estaré en la manifestación de Bilbo (sin orden de importancia):

  • Porque creo, de verdad, que el fin de esa política de venganza facilitará el camino que debemos realizar hacia la resolución del conflicto.
  • Porque es necesario terminar con la sangría económica que supone la dispersión.
  • Porque terminando con este tipo de políticas podremos hablar en igualdad de condiciones, de reconocimiento, justicia y reparación para todas las víctimas.
  • Porque no queremos estar los fines de semana pendientes de las carreteras españolas y francesas.
  • Porque no quiero que ningún hijo más, como Iñaki Alonso, tenga que despedirse de su madre porque padece demencia y enfermedad degenerativa y le es prácticamente imposible hacer frente a los kilómetros de la dispersión.
  • Porque no quiero que otras personas, como la vecina de Iruñea Sara Fernández, pierdan la vida en la carretera cuando vayan a visitar a una presa o un preso.
  • Porque es simplemente una reivindicación humanitaria.
  • Porque es una política que va en contra de leyes internacionales que dicen que las personas presas deben estar en prisiones lo más cercanas a sus domicilios.
  • Porque es inhumano tener a personas presas con enfermedades incurables encarceladas.
  • Porque es una putada terminar la visita y volver a recorrer todos esos kilómetros dejando al preso o a la presa de nuevo en esa cárcel, a cientos de kilómetros.
  • Porque la paz no es posible teniendo en vigor una política carcelaria inhumana y vengativa que crea tanto sufrimiento y dolor.

Y sobre todo estaré mañana en la manifestación porque la dignidad de las presas y presos y de los familiares, amigas y amigos, merecen nuestro reconocimiento, cariño y solidaridad, día a día, pero mañana como Pueblo.

Porque mayores piedras se han logrado mover. ¡Entre todas y todos lo conseguiremos! EUSKAL PRESOAK ETXERA!!!